Crema fría de pepino con menta y crunch de quicos


¡Muy buenos días! ¿Ya estáis de vacaciones? Nosotros a medias, ya que estamos haciendo un curso por las mañanas, pero ya queda poquito. Como algunos de vosotros sabéis, cada año nos vamos unas semanitas al pueblo durante el agosto para desconectar del bullicio y el estrés de la ciudad. El año pasado, dio la casualidad, que hubo muy buena cosecha por Teruel y tuvimos un importante excedente de verduras en casa. Uno de los productos estrella fue el pepino, la cual cosa nos llevó a cocinarlo de diferentes maneras. 
Hoy os traigo una receta que descubrimos el año pasado entre prueba y prueba y que es fantástica para combatir el calor del verano. El pepino es un alimento compuesto prácticamente de agua, la cual cosa nos aporta una gran sensación de frescor y de hidratación. Además de su sabor intenso, contiene vitamina K, vitaminas B, cobre, potasio, vitamina C y manganeso, la cual cosa nos ayuda a reducir el riesgo de algunas enfermedades. El pepino es un alimento bajo en calorías, por lo que es ideal para cualquier dieta. ¿Hace falta que os de más razones para que cojáis papel y lápiz y apuntéis esta receta? Yo creo que no, así que arrancamos…     
Ingredientes (para 4 personas) 
4 Pepinos
1 Yogurt Griego
1 Ramita de menta
1 Puñado de quicos de maíz.
Aceite de oliva
Vinagre de manzana
Sal 
Pimienta

Paso 1: Limpiamos y pelamos los pepinos con la ayuda de un pelador y los cortamos a daditos pequeños. Los introducimos en un recipiente alargado para poder batirlos. 

Paso 2: Limpiamos y picamos la menta y la introducimos también en el recipiente junto a los pepinos. La menta aportará aroma y un sabor súper refrescante a la crema. 

Paso 3: Vertemos el yoghurt griego en el recipiente y batimos hasta conseguir emulsionar la mezcla. Añadimos una pizca de sal, pimienta, aceite de oliva y vinagre de manzana al gusto. Se trata de ir añadiendo poco a poco cada cosa e ir probando y rectificando sobre la marcha. 

Paso 4: Dejamos enfriar la mezcla en la nevera durante 2 o 3 horas y mientras tanto, picamos en un mortero los quicos hasta conseguir una especie de "crunch" que nos aportará una textura crujiente a la crema. 

Paso 5: Verter la crema fría en una copa o un vasito transparente y añadirle el "crunch" de quicos y una hojita de menta para decorar. ¡ Y listo para tomarla y sorprender a vuestra pareja, família o amigos! 


Como veis se trata de una receta fácil y que no necesita demasiada preparación. Además es ideal para combatir el calor de estos meses de verano. ¡En casa no falla nunca y nos encanta! No dudéis en probarla y escribirme vuestros comentarios. Nos vemos en setiembre con más platos bonitos. 
¡Buen provecho!  

Latest Instagrams

© Yellow Pillows Deco. Design by Fearne.