Crema fría de pepino con menta y crunch de quicos


¡Muy buenos días! ¿Ya estáis de vacaciones? Nosotros a medias, ya que estamos haciendo un curso por las mañanas, pero ya queda poquito. Como algunos de vosotros sabéis, cada año nos vamos unas semanitas al pueblo durante el agosto para desconectar del bullicio y el estrés de la ciudad. El año pasado, dio la casualidad, que hubo muy buena cosecha por Teruel y tuvimos un importante excedente de verduras en casa. Uno de los productos estrella fue el pepino, la cual cosa nos llevó a cocinarlo de diferentes maneras. 
Hoy os traigo una receta que descubrimos el año pasado entre prueba y prueba y que es fantástica para combatir el calor del verano. El pepino es un alimento compuesto prácticamente de agua, la cual cosa nos aporta una gran sensación de frescor y de hidratación. Además de su sabor intenso, contiene vitamina K, vitaminas B, cobre, potasio, vitamina C y manganeso, la cual cosa nos ayuda a reducir el riesgo de algunas enfermedades. El pepino es un alimento bajo en calorías, por lo que es ideal para cualquier dieta. ¿Hace falta que os de más razones para que cojáis papel y lápiz y apuntéis esta receta? Yo creo que no, así que arrancamos…     
Ingredientes (para 4 personas) 
4 Pepinos
1 Yogurt Griego
1 Ramita de menta
1 Puñado de quicos de maíz.
Aceite de oliva
Vinagre de manzana
Sal 
Pimienta

Paso 1: Limpiamos y pelamos los pepinos con la ayuda de un pelador y los cortamos a daditos pequeños. Los introducimos en un recipiente alargado para poder batirlos. 

Paso 2: Limpiamos y picamos la menta y la introducimos también en el recipiente junto a los pepinos. La menta aportará aroma y un sabor súper refrescante a la crema. 

Paso 3: Vertemos el yoghurt griego en el recipiente y batimos hasta conseguir emulsionar la mezcla. Añadimos una pizca de sal, pimienta, aceite de oliva y vinagre de manzana al gusto. Se trata de ir añadiendo poco a poco cada cosa e ir probando y rectificando sobre la marcha. 

Paso 4: Dejamos enfriar la mezcla en la nevera durante 2 o 3 horas y mientras tanto, picamos en un mortero los quicos hasta conseguir una especie de "crunch" que nos aportará una textura crujiente a la crema. 

Paso 5: Verter la crema fría en una copa o un vasito transparente y añadirle el "crunch" de quicos y una hojita de menta para decorar. ¡ Y listo para tomarla y sorprender a vuestra pareja, família o amigos! 


Como veis se trata de una receta fácil y que no necesita demasiada preparación. Además es ideal para combatir el calor de estos meses de verano. ¡En casa no falla nunca y nos encanta! No dudéis en probarla y escribirme vuestros comentarios. Nos vemos en setiembre con más platos bonitos. 
¡Buen provecho!  

Mi isla de Elísabet Benavent


¡Hola lector@s!
Hace un año me inicié en el mundo bloguero gracias a la oportunidad que Ariana me dio de colaborar en su blog y le estoy muy agradecida por ello ya que a lo largo de este año he podido ir conociendo a gente increíble y Ariana y yo hemos ido retomando el contacto que habíamos perdido.
A lo que iba… En mi primer post (podéis verlo aquí) recomendé cinco lecturas para leer en verano y una de ellas era Mi isla. Cuando recomiendas varias lecturas solo puedes dar unas cuantas pinceladas de cada una, por lo que quizás, si estás interesada en una de ellas te sepa a poco.
Esta novela despertó mucho interés y he creído conveniente hacer una reseña más detallada para que puedas animarte.



Maggie vive en una isla y regenta una casa de huéspedes...
Maggie tiene un huerto y casi siempre va descalza...
Maggie no quiere recordar por qué está allí, duele demasiado...
Maggie a renunciado al amor y es complicado explicar los motivos...
hasta que conoce a Alejandro...
y la calma da paso a una tormenta de sensaciones...
y a la posibilidad de que tal vez sí se puede empezar de nuevo.

Mi isla es una gran historia de amor, muy intensa, de segundas oportunidades, en la que vas a sufrir, quizá angustiar, y hasta llegar a llorar. Vas a amar a Maggie y a Alejandro, los vas a odiar y los vas a volver a amar... 

Puede ser que el inicio te parezca un poco lento pero a medida que avanza la historia te subes en una montaña rusa de la que no te quieres bajar hasta el final. Un final muy emotivo y bonito a los que nos tiene acostumbradas esta autora. No hay un solo libro suyo que no haya acabado con una gran sonrisa y un poco de nostalgia. 
 
Si conoces a Elísabet Benavent o eres seguidora de la autora tienes que leerlo y si no has leído nada de ella este libro es una buena elección para conocer su escritura; muy cercana, divertidísima, moderna y adictiva al 100%. Imposible no meterte de lleno en sus historias y vivirlo en primera persona. Mi isla; una novela que tiene todos los ingredientes necesarios para entretenerte este verano.

¡Feliz verano lector@s! ¡Hasta la vuelta!

CLAVE 4: La paleta de colores de vuestra boda


¿Habéis decidido ya la paleta de colores de vuestra boda?

Es importante escoger des del inicio los colores que os identifiquen para idear todo el proceso creativo y la decoración de la boda.  Los colores son una forma más de comunicación y tienen la capacidad de influenciar los sentimientos y encender las emociones. Es esencial que busquéis la armonía y el equilibrio justo entre ellos. Para la elección, tenéis varias posibilidades:

1. Colores opuestos que a la vez combinen entre sí y con los que conseguiréis un contraste visual. 
2. Colores de la misma gama cromática, mismo color pero con distintas tonalidades. 
3. Colores complementarios, colores distintos pero próximos en la gama cromática.

Es importante que dentro de la paleta escogida, siempre haya un color predominante y que sirva de base para toda la decoración. Creemos que es mejor no excederse de 3 colores a los que sí que podéis añadir más tonalidades dentro de un mismo color. Con una perfecta elección del color, conseguiréis una experiencia visualmente agradable e inolvidable. 


Otros puntos a tener en cuenta la hora de la elección de los colores son: 

- La estación del año: Según en que momento del año os caséis, optar por colores más cálidos si es en primavera-verano o por colores más fríos si os casáis en otoño-invierno y siempre irán acorde con el momento del año.

- El lugar: Tened en cuenta cómo es la finca o restaurante donde será la celebración y fijaros si hay un color predominante en las paredes, tapices, alfombras, paisaje, etc  y si éste combina perfectamente con los colores que habéis seleccionado; o si directamente os interesa escoger ese color como hilo conductor al que podéis añadir alguno que lo complemente y no desentone.

- Modas: No os dejéis influenciar por los colores que están de moda. Aunque los colores del año sean el Marsala, Rosa Cuarzo o Greenery y todo el mundo quiera usarlos, eso no quiere decir que debáis elegir esas opciones. Pensad realmente los colores que os gustan y os identifican y no os dejéis influenciar por las tendencias. 


Esperamos que os sirvan de ayuda nuestros consejos sobre la elección de las colores. Las combinaciones que podéis hacer son infinitas, pero su idoneidad con vuestra personalidad y su equilibrio con la estación o el entorno entre otros, dependerá que consigáis un resultado espectacular. Atreveos a pintar la paleta de vuestro día B para sorprender a vuestros invitados. 

Latest Instagrams

© Yellow Pillows Deco. Design by Fearne.